Universidad Lumsa (Vaticano) y “Faro de Roma” invitan Morsolin a Jornada de estudio sobre el caso del P. Viroche y el narcotráfico en Argentina, junto a Gustavo Vera

volantino Lumsa P Viroche Aprile 2017

Se desarrolló el pasado 6 de abril en la universidad Lumsa de Roma la jornada de estudio promovida por el Faro di Roma sobre el narcotráfico y la trata, a 6 meses de la muerte del padre Viroche, el  sacerdote argentino hallado muerto el 6 de octubre del año pasado en su iglesia en La Florida, en la provincia de Tucumán, en Argentina. Una jornada para recordar a quien sacrificó con valentía su propia vida en el intento de combatir a las bandas criminales y sacó a la luz los daños irreparables que la venta de droga y la prostitución provocan cada vez más en el tejido social. En el encuentro participaron periodistas, magistrados y expertos, entre otros. Una iniciativa para mantener los reflectores encendidos sobre un caso que absolutamente no debe pasar inobservado y que el Faro di Roma ha seguido con gran atención.

“Nos sentimos orgullosos de quienes luchan contra los criminales y sentimos asco por quienes defienden o minimizan las consecuencias del uso de la droga. En jornadas como estas, reencontramos los ideales que queremos llevar adelante. Las ideas no se quedan en el aire, sino que tienen brazos y piernas para caminar”, afirmó Francesco Antonio Grana, director del Faro di Roma.

“El padre Viroche – dijo, por su parte, el vaticanista de Agi, Salvatore Izzo – estaba en primera línea en la lucha contra las bandas de narcos, que ofuscan el futuro de las jóvenes generaciones de las periferias de Suramérica, y pocos días antes de su muerte, le había anunciado a los medios que había denunciado a algunos políticos y administradores locales como jefes de una organización que secuestraba y obligaba a prostituirse a muchachas en los locales nocturnos. Durante las investigaciones, la magistratura siguió imediatamente la pista del suicidio, en contra de todas las evidencias: de hecho, son muchos los indicios que llevan a la tesis contraria”.

“El padre Viroche es un testimonio de justicia. Uno de esos héroes que no han tenido miedo de denunciar”, subrayó Patrizia Saraceno, vicepresidente del CeIS padre Mario Picchi, ONG italiana activa en el campo de la prevención y la cura de las dependencias, organismo representado en el encuentro también por el presidente Roberto Mineo. La lucha al narcotráfico es de extrema dificultad, “porque éste genera poder y se insinúa en los aparatos institucionales”, observó Cristiano Morsolin, experto en derechos humanos en América Latina. “No es suficiente hablar de narcotráfico. Es necesario hablar y denunciar la narcocultura y la narcopolítica”, dijo, por su parte, Gaetano Mazzoleni, antropólogo y misionero de la Consolata.

“El sur del mundo produce la droga que se consume en el norte del planeta, pero hoy la situación más dramática se presenta en los países de tránsito, como México o Argentina, donde los narcotraficantes ejercen una violencia increíble en la población para afirmar su poder”, señaló Lucia Capuzzi, periodista del diario católico italiano Avvenire. “Ante los ojos del padre Viroche se difundía en la población el ‘paquete’ obtenido de los descartes de la cocaina, aún más dañoso. Contra él, después de su muerte, se está llevando a cabo una vergonzosa campaña de difamación, que evidencia aún más las relaciones entre los narcos y las instituciones. El narcotráfico mata al consumidor, mata a quienes se oponen, bloquea a los estados con la corrupción y destruye la economía”.

Fue muy importante la intervención-video de Gustavo Vera, presidente de la Cooperativa La Alameda de Buenos Aires y Deputado porteño, amigo cercano de Papa Francisco.

Integrantes de La Alameda Tucumán encabezados por Luis Córdoba, el titular de esa  ONG, Gustavo Vera, miembros de la Multisectorial Juan Viroche y vecinos de La Florida realizaron el miércoles 5 de abril un acto para pedir justicia y verdad, cuando se cumplen seis meses del crimen del cura Juan Viroche.

“Hoy se cumplen 6 meses del asesinato del padre Juan, el cual todavía está impune. Al padre Juan lo mataron por denunciar a los narcos, a la trata, al poder mafioso en La Florida, a la corrupción estatal que le saca el sueldo a los trabajadores”, precisó Vera desde Tucumán. El también legislador porteño de Bien Común precisó que “por todas estas denuncias y por su compromiso con el pueblo, el  padre Juan fue asesinado, fue ahorcado y ahora además es difamado”. “Estamos convencidos de que esta lucha la vamos a seguir adelante hasta las ultimas consecuencias. No solo vamos a honrar la memoria de Juan, sino que también su lucha para que haya una comuna sin esclavos, sin excluidos, sin narcotráfico, para poder tener una comuna con trabajo, con dignidad y sin este poder mafioso que hoy, de alguna manera está oprimiendo al pueblo”, concluyó Gustavo Vera.

CONTINUA A LEER:

http://www.farodiroma.it/2017/04/10/jornada-sobre-el-caso-viroche-el-narcotrafico-y-la-narcopolitica-tantos-testimonios-tanto-dolor-de-fabrizio-cavallina/

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s